El Cumple de OpoNovio

En París no ha sido donde mejor hemos comido, pero aún así se trató de un viaje muy especial por el cumpleaños de OpoNovio; así que igualmen...

En París no ha sido donde mejor hemos comido, pero aún así se trató de un viaje muy especial por el cumpleaños de OpoNovio; así que igualmente hemos querido compartir nuestras experiencias gastronómicas en la capital francesa con vosotros.



1.- Ladurée: tras comer el primer día que llegamos en una cafetería de la Torre Eiffel (al estar cerrado ya el restaurante debido a la hora), decidimos acercarnos a los Campos Elíseos para pasear y de paso probar unos genuinos macarons en el lugar donde fueron creados. Existen otros locales de Ladurée, pero preferimos acercarnos al original, aconsejados por nuestra inseparable guía Lonely Planet, que no podía faltarnos tampoco en este viaje. Tras esperar unos 10 minutos conseguimos sentarnos en la terraza al calor de los radiadores (ya había anochecido), y deleitarnos con un surtido de 4 macarons y un par de copas de vino francés (Pouilly-Fumé). El precio fue de 25€ en total, un poco caro, pero el sitio y su historia lo merecen. Destacar la excepcional atención del camarero y el interior del local, con decoración en madera y un halo muy especial.





2.- Le Restaurant Montmatre: tras un intenso primer día (vuelo de ida; subir y bajar andando la Torre Eiffel (la cola del ascensor era “kilométrica”); pasear brevemente por los Campos Elíseos), optamos por buscar un restaurante cercano al hotel. Buscando en Tripadvisor encontramos este acogedor restaurante ubicado, como su nombre indica, en el barrio de Montmatre, a las faldas del Sacre Coeur. Con una decoración muy íntima (velas, espejos dorados adornando las paredes…), optamos por pedir platos típicos franceses como pechuga de pato, una especie de pisto y de postre un crumble de manzana, todo acompañado con un par de copas de vino francés. El precio, que incluía un descuento del 30% en carta por el Tenedor, fue de unos 35€ cada uno.






3.- Les Tables de la Fontaine: el segundo día, tras visitar el espectacular Museo Rodin y pasear por la zona de Les Invalides, encontramos en la Lonely Planet este restaurante especializado en pescado y marisco a camino de los jardines del Campo de Marte. Cuenta con una estrella Michelin, por lo que nuestras expectativas eran altas. Tenían menús degustación (entre semana tienen un menú de comida por 28€), aunque decidimos por probar platos a nuestra elección. Pedimos para compartir una ensalada de salmón, frutos secos y endivias (rico), atún a la plancha (muy rico) y croquetas de bacalao empanadas en tinta de calamar (honestamente decepcionantes, ya que recordaban un poco a las croquetas del Capitán Pescanova…), y de postre una tartaleta de chocolate con frutos rojos (muy rico también). Acompañamos todo con vino blanco. El precio, unos 70€ por persona, fue carete, aunque globalmente mereció la pena la experiencia.





De momento y para no hacer el post demasiado largo, os contamos hasta aquí. Continuaremos nuestras andanzas culinarias por París en un próximo post.




No olvides visitar

2 comentarios

  1. Sencillamente amo París y el Restaurat Montmatre me encanta, te traslada a otros tiempos.
    Un beso
    Amanda

    ResponderEliminar
  2. A ver si en unos años, a parte de ser la ciudad del amor, lo es también de la gastronomía! Un saludo,
    Celeste

    ResponderEliminar

Dime lo que piensas